BSI Bank (Panama) SA

BSI Bank (Panama) SA es una subsidiaria de BSI SA y parte del grupo EFG International. BSI Bank (Panama) SA fue constituida en la Republica de Panama en el año 2013 y cuenta con Licencia Bancaria General otorgada por la Superintendencia de Bancos (www.superbancos.gob.pa) y con Licencia de Casa de Valores otorgada por la Comisión Nacional de Valores (ahora Superintendencia de Mercado de Valores, www. supervalores.gob.pa).

EFG International

BSI forma parte de EFG International, un grupo de banca privada global con sede en Zúrich, Suiza, desde 2016. EFG International opera en alrededor de 40 ubicaciones de todo el mundo, y sus acciones cotizan en la SIX Swiss Exchange. Para saber más, visite http://www.efginternational.com/.

El centro financiero de Panamá

Al estar localizada en el centro del Continente Americano, Panamá tiene una moderna capital con el mayor centro bancario de Latinoamérica y una de las regulaciones y conjunto de Leyes más estrictas del área Latinoamericana (desde el 2011, Panamá fue escogida como la sede permanente del Concilio Centroamericano de Superintendencias de Bancos). Es uno de los mercados financieros más dinámicos, con un crecimiento del 240% en depósitos bancarios durante el periodo de los últimos 10 años (2003-2012) y una cuota de más del 40% de los depósitos provenientes de otros países según datos a finales del 2012 (Fuente: Superintendencia de Bancos de Panamá). Además del sector financiero en auge, Panamá tiene una economía estable que se ha basado en el uso del dólar como moneda de curso legal durante los últimos 100 años, personal calificado, infraestructuras en expansión (el proyecto de expansión del Canal de Panamá consiste en la construcción de dos nuevos juegos de esclusas, con el doble de la capacidad actual de dicho canal para el 2015), una plataforma mundial de comunicaciones (siendo el país con el segundo mejor nivel de conocimiento en materia de tecnología en Latinoamérica de acuerdo al Latin Business Chronicle’s 2010 Latin Technology Index), la más grande red de conectividad aérea en toda la región con casi 50 destinos directos en América, una fuerte estabilidad política y social.